La Victoria del Inmaculado Corazón

La Victoria del Inmaculado Corazón

28 de julio de 2022 0 Por admin

COMENTARIO MENSAJE 25 DE JULIO DEL 2022

¡Ay de nosotros si nos rendimos a la fuerza del mal y al imperio de las tinieblas!


Mensaje del 25 de julio de 2022

“Queridos hijos, estoy con ustedes para guiarlos por el camino de la conversión porque, hijitos, con sus vidas pueden acercar muchas almas a mi Hijo. Sean testigos gozosos de la Palabra y del amor de Dios, con la esperanza en el corazón que vence todo mal. Perdonen a los que les hacen mal y caminen por la senda de la santidad. Los conduzco a mi Hijo para que Él sea para ustedes Camino, Verdad y Vida. Gracias por haber respondido a mi llamado».


Queridos amigos, para comprender la importancia y la belleza de este mensaje es necesario remontarse al del mes anterior en sus palabras finales: «La división es fuerte y el mal obra en el hombre como nunca antes».

Frente al poder del mal que, como nunca antes, actúa en el hombre, hasta el punto de poner en peligro el futuro de la humanidad y la salvación eterna de innumerables almas, ¿qué se debe hacer?

Nuestra Señora ha venido a la tierra durante tanto tiempo para sacudirnos y evitar que el mal prevalezca. ¡Ay de nosotros si nos rendimos a la fuerza del mal y al imperio de las tinieblas!

El Hijo de Dios vino a la tierra para liberarnos de la esclavitud del pecado y el Príncipe de este mundo, a través de su muerte en la Cruz y su gloriosa Resurrección.

Ahora le toca a la Iglesia y a cada uno de nosotros librar esta batalla y luchar hasta el fin del mundo para hacer presente en cada generación la victoria de Cristo.

En este momento en que Satanás, «liberado de las cadenas», intenta su venganza para recuperar el dominio sobre el mundo y sobre las almas, el Todopoderoso ha enviado a María para salvar la Fe y la misma humanidad en peligro de autodestrucción.

En este mensaje, la Reina de la Paz nos presenta una vez más el único camino para lograr con ella la victoria y obtener un futuro de paz.

Se trata ante todo de una conversión personal, gracias a la cual Dios toma posesión de nuestra vida y nos convertimos en renuevos en Cristo que dan frutos para la vida eterna.

Todas las personas en las que obra el poder del Espíritu Santo se convierten en fortalezas inexpugnables que atraen a Cristo innumerables almas.

No es con palabras ni con medios humanos que se salvan las almas, sino que “con vuestra vida podéis acercar muchas almas a mi Hijo”.

Nuestra Señora nos exhorta a ser testigos gozosos de la Verdad, el Amor y la Esperanza, porque así se vence al mal ya sus agentes.

Asimismo, nos invita a perdonar cuando los malvados nos persiguen ya ser perseverantes en el camino de la santidad.

La batalla a la que nos exhorta Nuestra Señora, y que verá la victoria de su Inmaculado Corazón, es la misma que hizo su Hijo, que salvó al mundo a través de la Cruz.

Ella fue enviada en este dramático pasaje histórico, en el que se rechazan la Fe y la Cruz, para guiarnos hacia él para que sea para nosotros Camino, Verdad y Vida.

Atte. Padre Livio Fanzaga


Fuente: BLOG PADRE LIVIO