Consejos Espirituales de los Videntes

Consejos Espirituales de los Videntes

8 de julio de 2022 0 Por admin

Hermosa enseñanza de Mirjana a los Jóvenes

Unámonos todos bajo la bandera de la Virgen María

Mirjana : «Mirándote aquí ahora y viendo todas estas banderas que tienes, de todas las diferentes naciones, creo que todos tenemos que ponernos bajo la bandera de la Virgen María, porque tenemos que luchar por Ella, por amor, por la paz, por todo lo que Ella nos pide. Durante muchos años la Virgen María ha venido aquí y nunca ha dicho: «Queridos croatas». Ella siempre decía: «Mis queridos hijos». Esto significa que todos somos sus hijos. Y un día, cuando estemos ante el rostro de Jesús, Ella no nos preguntará cómo estamos como croatas, o italianos o alemanes; Ella nos preguntará cómo está nuestra alma.
Te diré lo que Medjugorje es para mí con un ejemplo. Un día estaba escalando el monte Krizevac y vi delante de mí a un grupo de italianos llevando a un joven enfermo en camilla. Sé que has escalado la montaña y sé lo difícil que es escalar, y mucho más llevar a alguien en camilla. Están sufriendo pero sonriendo. Después de un tiempo vino un grupo de alemanes, se acercaron y simplemente dijeron: ¿podemos ayudarle? No conocían a esta persona o ese grupo, pero lo llevaron en ese momento. Entonces vinieron los americanos y también se lo llevaron por otro momento. ¡Este joven fue llevado allí en manos de todo el mundo! Ahora, esto es Medjugorjie para mí. Rezo por esto: unámonos todos bajo la bandera de la Virgen María, bandera del amor y la paz y luchemos por nuestros hermanos y hermanas que aún no han conocido este amor. Créeme: seremos felices porque con esta oración oramos por nosotros mismos. Muchas gracias».


Ayuno y Sacrificio

VICKA: «Hay tantos sacrificios que podemos hacer, pero cuando la Virgen María pidió ayuno habló claramente, invitando a gente sana a ayunar con pan y agua el miércoles y viernes. Los sacrificios pueden y deben hacerse todos los días. En cambio, el miércoles y viernes la Virgen María nos pide algo muy preciso. No nos pide comer nada, sino alimentarnos con pan y agua. Mientras ayunamos la Virgen María nos limpia en nuestras partes íntimas y quita de nuestros corazones el mal que ha sido depositado allí por mucho tiempo. Mucha gente se ha vuelto insensible y ni siquiera saben que tienen un corazón. Con el ayuno lentamente podemos descubrirlo y purificarlo».


«Medjugorje tutti i giorni»