COMENTARIO MENSAJE

COMENTARIO MENSAJE

21 de marzo de 2022 0 Por admin

POR EL PADRE LIVIO FANZAGA

EL COMBATE ESPIRITUAL

A PESAR DE LAS AMENAZAS DE GUERRA, NUESTRA SEÑORA NOS INVITA A NO TENER MIEDO PORQUE ELLA ESTÁ CON NOSOTROS


Queridos amigos,

el mensaje que la Reina de la Paz ha querido darnos a través de la aparición anual a Mirjana infunde paz, fuerza y ​​esperanza.

Debemos leerlo y releerlo de tal manera que el corazón se llene, para que podamos enfrentar estos tiempos convulsos de manera laboriosa y serena.

Nuestra Señora nunca ha callado sobre la gravedad de los peligros, algunos muy serios, que encontramos en esta larga peregrinación, pero siempre nos ha tranquilizado con la certeza de su presencia.

Esta vez, de hecho, cierra el mensaje diciendo “estoy contigo”, mientras que la vez anterior lo había abierto con las mismas palabras.

Pase lo que pase, ella lo sabe de antemano y está siempre dispuesta a pedirle a Dios que intervenga con su omnipotencia de amor.

Los hombres en general y los que están en el poder en particular creen que pueden hacer lo que quieran. En realidad no es así porque todos estamos en las manos de Dios, o en las de su misericordia o en las de su justicia.

Los hombres pueden amenazar guerras, destrucción, catástrofes, pero sólo sucederá lo que Dios permita, porque la Sabiduría Divina de un gran mal también puede obtener un bien mayor.

Mirjana aseguró, en entrevista con Radio María, que Dios permite que sucedan los hechos de los secretos, porque es bueno para la humanidad futura.

Aunque fueran artefactos atómicos, no debemos caer en la desesperación por esto, porque Nuestra Señora nos ha asegurado que ella proveerá de tal manera que la humanidad continúe su camino y pueda tener un tiempo de paz.

No olvidemos que en el tiempo de los secretos el mundo sin Dios se derrumbará, esta es una gracia de valor inestimable, porque la humanidad se esfuerza toda por construir una sociedad infernal como dijo el Santo Padre:

“En un mundo donde hombres y mujeres viven bajo presión, en la proyección de un futuro hecho de máquinas y robots que dan la ilusión de la eterna juventud , gana terreno la idea de una catástrofe final que nos extinguirá”.

Lo que nosotros tememos, escuchando las amenazas de destrucción y muerte de aquellos que tienen el destino del mundo en sus manos, Nuestra Señora no lo teme, porque Satanás no puede prevalecer a pesar de su fuerza.

Lo que angustia a la Madre es la suerte de las almas que se han cerrado al amor de Dios y están devastadas por el odio de la antigua serpiente.

Las almas perdidas son la verdadera catástrofe a evitar. Por eso la Madre nos exhorta como nunca antes: “Os invito una y otra vez a orar por aquellos hijos Míos que no han encontrado el amor de mi Hijo”


Padre Livio – 19 de Marzo, 2022